EL PRESIDENTE HERNANDEZ ANUNCIA QUE YA SOBREPASAMOS MÁS DEL MILLON DE HONDUREÑOS VACUNADOS.

Comayagüela, 8 de julio del 2021. “Ya sobrepasamos un millón 100 mil de hondureños vacunados” contra la covid-19, anunció el presidente Juan Orlando Hernández en cadena nacional de radio y televisión.

El mandatario reiteró el llamado a todos los hondureños a vacunarse y a seguir guardando las medidas de bioseguridad para contener la pandemia.

También advirtió que “si no nos comprometemos todos como nación a retomar las medidas de bioseguridad, vamos a tener que tomar medidas de contención que a muy pocos les va a agradar, por ejemplo, cerrar ciudades completas, ampliar la restricción de circulación o algo peor”.

A continuación el mensaje del presidente Hernández:

Hermanas y hermanos hondureños

Ya llegamos a marcar el primer hito en la vacunación contra el COVID. De acuerdo a las  estadísticas de la Secretaría de Salud ya sobrepasamos un millón 100 mil de hondureños vacunados.

Esto equivale a más del 20% de nuestra meta inicial de vacunación de las personas medicamente elegibles, que recuerden eran 5.4 millones de hondureños y cada vez más cerca de nuestro ambicioso nuevo objetivo de proteger a 7 millones de compatriotas incluidos los mayores de 12 a 18 años.

La llegada masiva de vacunas,  a través de nuestros  generosos socios de COVAX y las compras hechas por el Gobierno con el dinero del pueblo hondureño, nos permite un ritmo acelerado de vacunación en menos tiempo y en todo el país.

Nuestras brigadas de vacunación están trabajando en todo el territorio nacional, protegiendo primero a los más débiles a los más expuestos a la pandemia, hasta ir llegando poco a poco a los más jóvenes y fuertes.

Ayer tuvimos la llegada del primer crucero de turistas extranjeros después de 15 meses ausentes, llegó a Roatán; es el primer resultado del esfuerzo por vacunar a todos los empleados del sector público y privado que tienen que ver con el turismo, iniciamos esa tarea hace varias  semanas allá en la isla, pero hemos continuado por diferentes zonas turísticas del país, cada semana, porque este es un sector prioritario para reactivar la economía, de este rubro dependen 270 mil familias a nivel nacional, como lo son también muy importantes otros rubros que han sido priorizados.

Honduras es el primer país del Caribe en donde atraca un crucero de turistas, que bajan a tierra firme, confiados porque esa paradisíaca isla de Roatán  está en un gran porcentaje ya vacunada. Ayer inició también en Tegucigalpa, San Pedro Sula y otras regiones del país, la vacunación de segundas dosis. La meta es dejar completamente cubiertos a más de 155 mil hondureños que habían recibido su primera dosis en mayo pasado.

Al final de este mes tendremos más de 210 mil hondureños con un cuadro completo de vacunas, y cerca de 1.5 millones con primeras dosis.

Como verán, estamos avanzando a pasos agigantados. No hemos parado de vacunar y no nos vamos a detener hasta llegar al último de los hondureños mayores de 12 años. Tenemos confirmadas más de 14 millones de dosis de vacunas, unas donadas, otras  compradas. De ellas en el país ya están entre aplicadas y en proceso de aplicación más de 2.5 millones. Los objetivos se están cumpliendo más rápido de lo previsto.

El que aún no se ha vacunado, y ya se le ha hecho la convocatoria para hacerlo, le pido de todo corazón que no se descuide, que no se duerma. El COVID acecha y aunque la vacuna no es la solución definitiva, porque la persona que no se sigue cuidando puede aún contagiarse, la vacuna sí lo va a proteger contra reacciones más violentas del virus.

Lastimosamente en algunas zonas del país,  me han reportado que la gente no está llegando a los centros de vacunación. Esto es un error que le puede costar la vida a usted, la vida a un miembro de su familia o de seres cercanos. Llevemos a nuestros padres, hermanos, abuelos, a vacunar. En este momento toda persona mayor de 60 años o mayor de 50 con alguna enfermedad de base debería estar vacunada o con la cita ya lista para ser vacunada.

Otro tema que me preocupa es que, como ha sucedido en otros países, en Honduras a medida que avanzamos con la vacunación aumentan los casos reportados en centros de triaje, hospitales, centros de salud. Nos está pasando lo mismo que en otras naciones, donde la gente vacunada bajó la guardia, la gente se confía y si luego se contagia y va a contagiar a sus familiares, a sus compañeros de trabajo a sus amigos.

Aunque ya usted esté vacunado o toda su familia esté vacunada, NO debe dejar de seguir las mismas medidas de seguridad que ya conocemos, que esas medidas son las que lo han mantenido con vida hasta ahora… La vacuna no sirve de mucho si usted deja de lavarse las manos con agua y jabón o con gel, o deja de usar mascarilla, o deja de respetar el distanciamiento físico cuando esté en la calle o en algún lugar público.

Nuestros triajes, centros de salud, hospitales están cerca de reventar. Nunca, ni en el peor momento de la pandemia, tuvimos tantos casos como hoy. Nuestro sistema no ha colapsado porque se ha fortalecido con más camas, estamos ampliando constantemente, más médicos, más enfermeras, más personal, más insumos, más pruebas, más seguimiento a los casos, más de lo que lo hacíamos antes. Por eso hemos logrado hasta el momento resistir cuando en el pasado con muchos menos casos, nos veíamos por momentos superados.

Pero si no nos comprometemos, si no nos comprometemos todos como nación a retomar las medidas de bioseguridad, vamos a tener que tomar medidas de contención que a muy pocos les va a agradar, por ejemplo, cerrar ciudades completas, ampliar la restricción de circulación o algo peor. Porque como siempre lo dije primero es la vida de los hondureños.

El Gobierno está haciendo todo lo que puede por traer las vacunas, fortaleciendo nuestros centros de salud, hospitales, triajes, todo el sistema, pero sin el concurso de la ciudadanía, sin el apoyo suyo, respetando las medidas de bioseguridad, vacunándose cuando tiene que irse a vacunar, ningún país del mundo, ni el más poderoso, hemos visto en las noticias, es capaz de contener por sí solo la pandemia. Quiero agradecer de todo corazón el compromiso permanente de las mujeres y hombres que día a día están en las brigadas de vacunación a nivel nacional, enfermeras, médicos, técnicos, guías de familia, policías militares, bomberos, en fin, a todos ellos, muchas gracias.

Compatriotas, no aflojemos, no nos confiemos. Recuerde: vacuna más cuidado igual, protección.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *