El Presidente Hernández puntualiza que Isla Conejo es territorio hondureño

Comayagüela, 13 de octubre. “Isla Conejo es territorio hondureño y punto. Ahí no hay discusión”, puntualizó el presidente de la República Juan Orlando Hernández, quien reafirmó su defensa de la soberanía nacional ante cualquier amenaza contra los espacios terrestres, marítimos y aéreos de Honduras.

El mandatario recalcó esto en Cadena Nacional de Radio y Televisión, luego de la aprobación en Consejo de Ministros del Decreto Ejecutivo mediante el cual se impulsa un plan de paz y desarrollo sustentable del Golfo de Fonseca y se reafirma la soberanía nacional en los espacios que le corresponden a Honduras en esas aguas.

“Invitó a que revisen la historia y la más reciente para que vayan sacando sus propias conclusiones; somos un país pacifista y solo reaccionamos para defender nuestros derechos y a nuestra gente”, explicó.

El mandatario destacó que “el pueblo hondureño delegó en nosotros la responsabilidad y el honor de buscar la paz, la seguridad, la prosperidad y defender con toda nuestra fuerza la soberanía nacional”.

“Lo dije días atrás, reconociendo en las Fuerzas Armadas a nuestros mejores soldados para defender la patria hasta el último milímetro de nuestro territorio, así como lo manda la Constitución”, recordó.

“Nuestro territorio es sagrado”

El jefe del Poder Ejecutivo subrayó que el territorio nacional es sagrado y que los hondureños deben estar dispuestos a defenderlo hasta con la vida, de ser necesario, ante cualquier amenaza a la misma.

“Nuestro territorio es sagrado y lo debemos defender con nuestra propia vida de ser necesario”, puntualizó.

“Es el mandato que tenemos del pueblo hondureño y es la vocación y espíritu patriótico que siempre ha definido nuestras vidas”, continuó el gobernante.

Hernández agregó que “somos un pueblo pacifista, un pueblo hermano, solidario y trabajador, respetuoso de las leyes y de los derechos de los demás, y asimismo lucharemos para que se respeten nuestros derechos como nación”.

Reafirmando soberanía y extensión territorial

Además, el gobernante explicó que la aprobación de este nuevo decreto se dio debido a diferentes opiniones más allá de las fronteras patrias sobre la propiedad de la isla Conejo.

“Ante la existencia de voces disonantes que surgen más allá de nuestras fronteras, estamos enviando al Congreso Nacional un decreto para reafirmar nuestra soberanía y la extensión de nuestro territorio apegado a la sentencia” de la Corte Internacional de Justicia, de 1992, detalló.

El mandatario enfatizó que como nación “estamos listos para defender hasta el último milímetro de nuestro territorio nacional cuando así toque”.

“Estoy convencido que el Golfo de Fonseca debe ser una zona de paz y desarrollo, de crecimiento económico y prosperidad para que centenares de comunidades que hoy viven en pobreza tengan una Vida Mejor”, afirmó.

“Por eso, estamos convencidos que los ciudadanos de países vecinos deben respetar nuestra soberanía, así como nosotros somos respetuosos de la soberanía de los pueblos hermanos”, finalizó.

Soberanía

El Decreto Ejecutivo aprobado reafirma que el archipiélago hondureño que forma parte del Golfo de Fonseca lo constituyen las islas Ramaditas, Conejo, Garrobo, Frijol, Grande, Chocolatillo, Chocolate, Santa Elena, Tigrito, Zacate Grande, Güegüensi, Del Toro, Exposición, El Coyote, Violín, Inglesera, Sirena, el Tigre, el Pacar, Comandante, de la Vaca, de las Almejas, de Pájaros, la Boca, los Matones”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *